CORAZÓN SIN DESCANSO

1975 fue un año raro e inolvidable para todos mamá.

Para nosotros lo más extraño fue la enfermedad de aquel viejo dictador y su posterior muerte, que no nos afectó en absoluto. Franco se murió como cualquier desconocido y yo lo celebré contento pues en la escuela me dieron varios días de vacaciones. A mis diez años no supe distinguir si aquello era un funeral barroco cargado de medallas, peinetas y luto o una fiesta popular del pueblo.

En casa ya estaba la televisión Philips que nos acercó un poco más a la modernidad del futuro. Y te recuerdo compartiendo con las vecinas aquella colosal noticia que zarandeó al país entero.

Pero lo más extraordinario para mí en aquella época fue descubrir a Heidi, aquella encantadora chiquilla que me robó el corazón por sorpresa y me salvó la vida, alejándome con sus aventuras de los problemas familiares.

Y entre todas esas cosas, tu amor dejó de tener prisa mamá, porque ya sabías que ibas a ciegas por los sentimientos, sintiendo las piedras del camino mientras el sol se ocultaba en Santa Brígida…

Eliecer

Fotografía: “Corazón sin descanso”. Valle de la novia 30.

Modelos: Carmen González Domínguez y Pablo González Domínguez.

Localización: Fuente y Lavaderos del Paseo de Venecia. Galaroza. Huelva.